Flags

El Centro para la Salud y la Educación de las Mujeres

Obstetricia

Lista de artículos

  • Las náuseas y los vómitos en el embarazo
    Sin lugar a dudas, las náuseas y los vómitos son efectos secundarios comunes del embarazo. La hiperemesis gravídica es una complicación rara y grave del embarazo que requiere un diagnóstico y manejo adecuados para mejorar la calidad de vida del paciente y proporcionar los resultados maternos y neonatales mejor posible. Los médicos deben apreciar la magnitud de la enfermedad debido a sus amplias implicaciones económicas - costes, disminución de la calidad de vida, efectos maternos psicológicos, y los riesgos para la madre y el feto. Comunes las complicaciones maternas incluyen deshidratación, pérdida de peso y las deficiencias nutricionales. Las estrategias actuales incluyen la modificación dietética, terapia antiemética, y en ciertas situaciones, la ayuda alimentaria. Tenga precaución al prescribir fenotiazinas porque distonía y síntomas extrapiramidales pueden ocurrir con el uso prolongado y de alta dosis. Las estrategias futuras deben incluir terapias de ensayos controlados aleatorios que son seguros tanto para la madre como para el feto, y un tratamiento efectivo para prevenir la hospitalización y ofrecer alternativas de apoyo nutricional.

  • Muertes al Nacer: Evaluación y Gestión
    A pesar de las mejoras en la atención prenatal y durante el parto, muerte fetal, definida como muerte fetal in útero a las 20 semanas de gestación o más, restos y el problema importante, una patología poco estudiada y conmovedor en obstetricia. Esta revisión analiza las causas conocidas o sospechadas en muerte fetal, incluyendo anormalidades genéticas, infección, hemorragia feto-materna, y una variedad de condiciones médicas en la madre. La proporción de muertes fetales que tienen una explicación diagnóstica es mayor en los centros que llevan a cabo una evaluación definida y sistémica. La prueba más importante en la evaluación de una muerte fetal es la autopsia fetal, el examen de la placenta, cordón umbilical y membranas, y la evaluación cariotipo. Apoyo al paciente debe incluir apoyo emocional y la comunicación clara de los resultados de las pruebas. La derivación a un consejero de duelo, líder religioso, grupo de apoyo o un profesional de salud mental puede ser conveniente para el manejo del dolor y la depresión.

  • Ejercicio durante el embarazo y el postparto
    El objetivo de esta revisión es poner de relieve las directrices de ejercicio en el embarazo en forma concisa para los obstetras y ginecólogos y otros proveedores de salud que brindan atención prenatal y de posparto. Estas recomendaciones proporcionan evidencia de que el aumento semanal de actividad física, mientras que los gastos de la incorporación de un ejercicio vigoroso proporciona resultados óptimos para la salud de las mujeres embarazadas y sus fetos, y también sugiere el entrenamiento de fuerza de luz durante los trimestres segundo y tercero no afecta negativamente el tamaño corporal del recién nacido y la salud en general. Las mujeres en edad fértil tienen un mayor riesgo de diabetes mellitus gestacional (DMG), que ha sido fuertemente vinculado a la obesidad. El aumento de peso durante el embarazo puede ser excesivo, y algunas mujeres tienden a retener el peso después del parto. El aumento de peso excesivo durante el embarazo puede dar lugar a las comorbilidades asociadas a la obesidad, que son un importante problema de salud en los Estados Unidos.

  • Pérdida recurrente de embarazo
    Pérdida recurrente de embarazo (RPL) es un problema frustrante tanto para los pacientes y médicos. El embarazo es un proceso complejo, con muchas interacciones complejas entre el feto y el entorno materno. La pérdida del embarazo puede ser resultado de cualquier número de factores genéticos, endocrinos anatómica, enfermedades inmunitarias o trombóticos, así como por causas desconocidas. El propósito de este documento es describir las causas de la pérdida recurrente de embarazo y sus posibles tratamientos, en su caso. Tradicionalmente RPL se refiere a la pérdida de tres o más embarazos consecutivos, sin embargo, muchos médicos se iniciará la evaluación de los RPL después de dos derrotas, porque el riesgo de una tercera derrota después de dos abortos involuntarios es de aproximadamente 30%, mientras que el riesgo después de tres derrotas se trata de un 33%. Este enfoque puede ser especialmente útil en las mujeres mayores. Es importante recordar que las parejas que están siendo evaluados para RPL tienen altos niveles de depresión y estrés. Algunos estudios han indicado que el apoyo psicológico puede reducir las tasas de aborto involuntario inexplicable. Por último, los pacientes deben estar seguros de que incluso sin tratamiento, embarazo exitoso ocurre en la mayoría de los casos. Esta revisión puede servir como un recurso útil para asesorar a los pacientes sobre las opciones de tratamiento.

 1  2  3  4  5  6  7  8  9  Todos los Artículos 

Women's Health & Education Center
Dedicated to Women's and Children's Well-being and Health Care Worldwide
www.womenshealthsection.com